Tiempo

tiempo

Hemos tenido tiempo. Pero, casi siempre, ha sido un tiempo a destiempo. Porque cuando tenemos tiempo, lo perdemos. No era entonces, en esos momentos, cuando necesitábamos tener tiempo. Pero es que lo perdemos, incluso, cuando no lo tenemos.

Cuando no lo tenemos, soñamos con tenerlo. Tiempo para nosotros. Ah, nuestras cosas, nuestros planes, nuestras aficiones más o menos ocultas… Solo queremos algo de tiempo.

Tiempo que luego se escapa, y nos sentimos entonces como si no lo hubiéramos tenido. Es curioso esto del tiempo, esta falta de tiempo. Este desperdicio. Esta falta de, esta necesidad de y este desperdicio -a la vez y al mismo tiempo– de tiempo.

Aunque tengamos tiempo, cuando lo tenemos -y hemos tenido tiempo-, no hacemos lo que quisiéramos hacer -lo que haríamos- si tuviéramos tiempo. Así que no debe ser cuestión de tiempo.

Solo aprovechamos realmente sus resquicios.

Anuncios

2 comentarios sobre “Tiempo

    1. No son tan raras, esto del tiempo da bastante de sí…
      (Andaré por estas tierras del oeste -del oeste peninsular, no te vayas a creer- hasta, más o menos, finales de este mes)
      Perdiendo el tiempo, entre otras cosas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s