La imperiosa necesidad de tener un museo convenientemente vacío

Parece que por estas tierras tenemos la costumbre de hacerlo todo al revés. Seguimos un impulso para después quedarnos parados, pensando en lo que hemos hecho cuando ya es demasiado tarde y tenemos -como sea- que encontrarle un sentido. Luego -y esta es otra de nuestras frases favoritas- ya se verá.

Hay actuaciones que entran de lleno en lo absurdo. Aunque esta palabra, a fin de cuentas, tampoco significa nada. Quienes se empeñan en separar lo que es absurdo de lo que no lo es, acaban agotados. Y confundidos.

Pero no me negarán que esto -además de ridículo e indignante- lo es. Absurdo, quiero decir.

museo

El Museo del Ferrocarril ya está terminado
Lo abrirán al público cuando encuentren contenidos relacionados con el mundo ferroviario

Como tener un museo da prestigio, pues habrá que tener uno. Lo de dentro es lo de menos. Así que no solo se empeñaron en ello, sino que ya está terminado. Es bonito. Está completamente vacío.

(¿Será esto una metáfora de algo que se nos escapa? ¿No será éste -finalmente- el mejor museo del mundo? Completamente vacío, sin nada… ¿Qué diría Foucault -o Derrida, o Deleuze, o alguno de éstos- de este museo? ¿No sería mejor dejarlo como está?)

Pero el periodista que nos cuenta la noticia trata de explicarlo. Y nos dice que, una vez terminado, y…

…para ganar atractivo, este lugar sería utilizado para instalar algún tipo de maquinaria, como un vagón, y acondicionarlo para que los usuarios puedan visitarlo.

Ya que hay espacio de sobra, pues meterán, cuando la encuentren, alguna maquinaría relacionada con el ferrocarril -un vagón o algo por estilo- lo que sea, con tal de llenar las salas vacías del flamante museo.

Pero además de estas máquinas -que no tienen- han pensado meter más cosas -que tampoco tienen. Un museo está lleno de cosas. Así que el Consistorio se ha puesto manos a la obra. Ahora tienen un museo y resulta que los museos contienen cuadros, paneles, documentos, cosas relacionadas, antiguas y de valor… Algo con lo que castigar a los niños en su día de excursión. Habrá, entonces, que buscarlas.

Como digo -sigue informando el periodista-…

…el Consistorio (…) está buscando contenidos tales como fotografías, maquetas, o instrumentos ligeros que puedan ser vistos desde los andenes a través de las cristaleras del edificio.

Supongo que algún día llenarán -con lo que encuentren- el museo. Pero lo importante es que ya está terminado. Por aquí acostumbramos a hacer las cosas así, al revés. Y cuando no tienes la necesidad de algo, pues te la inventas.

Ya sé que hay otra manera de hacer las cosas -y otras cosas en la que gastar el dinero-, pero ésta es la nuestra.

Anuncios

3 comentarios sobre “La imperiosa necesidad de tener un museo convenientemente vacío

    1. Lo peor de todo es que se han empeñado en llenarlo de artilugios, y lo convertirán entonces en un lugar horrible.
      Con lo tranquilo que se está en la torre de control, sin ningún avión que quiera aterrizar o despegar, avistando simplemente los pájaros que pasan.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s